El talentazo de César Pérez Gellida: “Versos, canciones y trocitos de carne”

 

Cabecera.001

Descubrí a César Pérez Gellida a través de varias vías: la primera fue la recomendación de la maravillosa Dolores Redondo en Twitter cuando le conté cómo me habían fascinado sus libros.

Después, llegó la insistencia de mi inestimable colaborador José, que cada miércoles comparte su infinita sabiduría y buen gusto musical con nosotros en las #RMs de este blog. Él, que vive en Valladolid, me recomendó la trilogía que da título a este post y que está ubicada principalmente en la capital del Pisuerga. “Te va a gustar, hazme caso…”, decía él. Y junto con otros amigos, me regalaron por mi cumple Memento Mori y Dies Irae (en verdad me regalaron Memento Mori y un gorro que me quedaba gigante, así que lo cambié yo por el segundo volumen de la trilogía).

Finalmente leí un post de mi querida Montse, cuyo blog Con el alma prendida a los libros es un must para los amantes de la lectura, y ya me decidí del todo a comenzar con las aventuras del inspector de Homicidios Ramiro Sancho.

Como sabéis, soy un poco torpe con las reseñas porque me da miedo desvelar algo y estropearos los libros, así que os hablaré de la premisa del primero para abrir boca ;)

El cadáver de una joven ecuatoriana aparece en un parque de Valladolid. El cuerpo presenta mutilaciones (le han cortado los párpados) y, además, se encuentra un críptico poema que puede ayudar a descubrir al asesino. El grupo de Homicidios de la ciudad, a cargo del carismático inspector Ramiro Sancho, se pone al frente de la investigación que les hará perseguir a un asesino en serie que es muy escurridizo.

Hala, hasta aquí. El resto podéis descubrirlo entre las páginas de esta maravillosa trilogía que, para los lectores digitales como yo, está en Amazon por un precio irrisorio. No cuesta lo que vale, vamos, que esta joya está regaladísima.

Los tres libros son una experiencia 360, ya que no sólo se puede disfrutar de su lectura sino que, al final, César recoge la banda sonora de las canciones que han aparecido en los mismos, algo que me parece una gran forma de cuidar al lector, de situarlo a través de otros sentidos en el contexto de la obra, y que Elísabet Benavent hace también con sus playlists de Spotify.

¡¿Qué decir de Versos, canciones y trocitos de carne?! Creo que están escritos con un ritmo brutal, que hace que devores cientos de páginas sin darte cuenta. La maestría con la que César nos dirige por donde él quiere para luego sorprendernos es sencillamente espectacular. Si os gusta la novela negra, desde luego no podéis perderos la opera prima de César Pérez Gellida. ¡ES UNA ORDEN!

Su última obra, Sarna con gusto, es otra maravilla. ¡Tiene 5 estrellas en Amazon! No puedo esperar a Cuchillo de palo, así os lo digo.

Además, tuve el placer de conocerlo en persona en la Feria del Libro de Madrid tras seguirle en redes sociales y me pareció un gran tipo, amable, cercano… ¡Vamos, que me fascinó, es UN GRANDE! A mí ya me tiene ganada para todo lo que saque (tengo pendiente Khimera, que será seguramente mi siguiente lectura).

Os dejo con una de las canciones incluidas en la banda sonora de Memento Mori. Es Promises, de The Cranberries. ¡Disfrutad!

¡Deja tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .