Manos ociosas

Captura de pantalla 2016-08-05 a las 11.47.22

¡Buenos días queridos! ¿Cómo estáis? Yo a una semana de las vacaciones y en la playita este finde! Que, tras la semana de curro y adaptación a la nueva casa, necesitaba un poco de descanso y desconexión. Además, voy a ver a una amiga que va a ser mami, ¡qué ilusión! (aunque últimamente parece que los embarazos son contagiosos, así que no me acercaré mucho por si se me pega. Menuda plaga de reproducción humana!)

Os dejo ya con el monólogo de este sábado, que a mí me parece totalmente prevacacional, y con un tema de Quadron llamado Hey love. ¡Disfrutad mucho!

El trabajo mantiene activa la mente. Evita que nos metamos en líos. Cuando no estamos trabajando, nuestras manos están ociosas, y el diablo busca las manos ociosas. Y cuando tu mente está ociosa, seguro que también intervendrá el diablo.

Al principio, el ocio puede parecer agradable, con las bromas y las risas. Todos necesitamos el ocio para pensar en algo que no sea el trabajo, aunque signifique pensar en algo que nos da miedo. Descansar del trabajo es el modo de adquirir perspectiva. Sólo después de ver las cosas con perspectiva, recordamos dónde deberían estar nuestras manos.

Anatomía de Grey, temporada, 9, capítulo 18.

¡Deja tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .