Mi próxima vida

¡Buenos días, queridos! ¿Cómo va el finde? Yo estoy aprovechando muchísimo este puente para hacer vida social, mimarme, ponerme al día de series y lecturas (ya os haré la reseña de Konets) y descansar para coger fuerzas de cara a las semanitas que me esperan, que van a ser intensas. El lunes empiezo el nuevo curso y de aquí a finales de noviembre ya puedo despedirme de tener vida. Eso sí, como dicen en mi pueblo, sarna con gusto no pica.

La mañana de sábado me la estoy tomando con calma. Pensaba quedarme en la cama hasta las mil y monas pero sólo he aguantado hasta las 9. Eso sí, he desayunado tranquilita mientras veía un capítulo de Scandal. Mucho me hace sufrir Shonda, majos. No os quiero ni contar el berrinche que pasé ayer viendo el capítulo 300 de Anatomía de Grey en el que (little spoiler alert) se rendía un pequeño homenaje a los principales personajes que han desaparecido de la serie: Izzie, George, Cristina, Lexie, Mark, Callie y, cómo no, mi amado Derek. Fue un episodio muy especial y emotivo, ya tengo ganas de verlo de nuevo para poner el monólogo ;)

Antes de compartiros el de esta semana, quiero dedicarle el post a una amiga-hermana. Porque hoy cumples añitos (27, uno menos que yo) y porque las personas como tú son más difíciles de encontrar que los unicornios, ¡Felicidades, mi Eri! 

Y ahora sí, os dejo el monólogo de hoy, que habla de lo importante de no renunciar a los sueños, junto con una canción que me ha gustado muchísimo. Se llama Apologize y es de Charles Perry. ¡Disfrutadlo tanto como el fin de semana! Besos ;)

Un día en que no muere nadie es un buen día. Alguien lo dijo. Bueno, lo dije yo. Cualquier día en que te despiertas y tu cuerpo aún se mueve es un buen día. Puedes volver a empezar, puedes olvidar tus errores. Puedes partir de cero, vivir cada día como si fuera el último. Esas cosas que ponen en las pegatinas de los coches son ciertas. Estás vivo, respétalo. No todos lo están.

Podemos partir de cero. Todos los días hay segundas oportunidades. Para ser quien siempre quisimos ser, podemos dejar atrás nuestro pasado o podemos aprender de él y honrarlo. Podemos decidir que nunca es tarde para cambiar.

Anatomía de Grey, temporada 12, capítulo 12.

¡Deja tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .