#RMs51 «2000 Miles», The Pretenders

¡Buenos días, gentecilla! ¿Qué tal va la semana? Espero que no esté siendo tan dura como la mía. Entre el trabajo, el dolor de cabeza (que no se me va ni a tiros) y las mil cosas por hacer antes de las vacaciones, no me da la vida. Y no voy a entrar en el último caso de feminicidio que ha ocurrido en España, que encima era una chica de mi tierra, hasta conozco a su novio de vista… ¡Qué rabia y qué tristeza!

Otra vez que llego tarde al post, soy un desastre últimamente. Pero la espera seguro que os va a merecer la pena. José nos trae un grupo mitiquísimo que ya nos ha visitado en alguna ocasión. The Pretenders llegan en esta gris mañana de jueves para darle un poquito de color con este tema de tintes navideños que se llama 2000 Miles. Disfrutadlo!

Anuncios

Preciosa soñadora

Hello, my darlings!! ¿Qué tal, habéis descansado? Yo hoy no pienso moverme de casa si puedo evitarlo. Cómo me gusta a mí pasarme el finde en pijama, encadenando un capi con otro o pasando de las series a la lectura y así en un bucle maravilloso que terminará mañana de forma dramática cuando suene el despertador. Ahora estoy con un libro que recomendaron unas amigas en redes sociales y que me está resultando divertido: se llama Con la miss en los talones y es de la que fuera Miss España hace siglos, Inés Sainz, y Víctor Blázquez. Llevo poquito, ya os contaré.

¿Qué planes tenéis para este domingo? ¿Y para Navidad? ¿Ya tenéis todo decorado? Nosotros a lo mejor ponemos hoy el arbolito, que el año pasado no lo hicimos porque se nos echó el tiempo encima y vale que una es un poco grinch, pero no tener ni un poco de ambientación me da penita.

El monólogo de esta semana habla de los sueños y las aspiraciones que tenemos en la vida. Nos acompaña Mr. Gabriel con este Tambourine. ¡Espero que os guste mucho! Feliz domingo ;)

Cuando les dices a tus padres que de mayor quieres ser médico, les encanta. Operas a tus peluches y sueñas. Los sueños se vuelven planes. Cursos, facultad, residencia, especialidad. Tardas casi quince años en ser cirujano pero, por mucho que te prepares, quince años no bastan.    

Nos pasamos la infancia escribiendo los sueños en diarios. De adultos, los sueños se hacen realidad en silencio cada día. Aunque a veces no nos damos cuenta hasta que ya es tarde. Para un poco y reflexiona. Permítete sentirlo. Porque a veces hasta los sueños más bellos desaparecen cuando sale el sol.

Anatomía de Grey, temporada 14, capítulo 19.

#RMs50 «Happier», Marshmello feat. Bastille

¡Hola, querid@s! Perdonad el despiste, pero me había olvidado por completo de poner la #RMs de este miércoles. Semana de locos en el curro, y ayer rematamos con una comida de empresa que se alargó, en mi caso, hasta las 23.30. Y porque hoy tenía que madrugar, que había quedado con mi amiga Bárbara para ir a hacernos un tatu y pasar la mañana.

Menos mal que José está en todo y me lo ha recordado. Así que hoy os dejo la canción y mañana el monólogo de Anatomía de Grey, ¿os parece? El tema que tenemos es una colaboración del DJ y productor Marshmello, muy de moda en este momento, y los londinenses Bastille. Se llama Happier. Esperamos que os guste tanto como a nosotros y que disfrutéis de lo que queda de finde. ¡Besos!

Contén al río

¡Buenos días de sábado! ¿Cómo estáis? Aquí una que ayer no metió el burro en casa, como dicen en mi pueblo. Así que hoy toca descanso intensivo, aderezado con unas cuantas series, lectura, etc. Y siesta, a poder ser, que el otro día volví a lograrlo después de haber perdido mi superpoder siestil. ¿Cuál es vuestro plan para hoy?

El episodio que nos ocupa es bueno para reflexionar, a mí me ha hecho pensar en ciertas circunstancias que me rodean últimamente. El título en inglés es Hold Back The River y, aunque esta canción no figura entre la banda sonora del capi, no he podido resistirme a compartir con vosotros a James Bay.

Ahora sí, os dejo con el monólogo y con este Bad Got Me Good de Gin Wigmore. ¡Feliz sábado!

La vida no nos debe nada. Es la que es. Como un río, tiene su curso. Puedes ir contracorriente o dejarte llevar. Los cirujanos nos dedicamos a luchar contra la corriente.

Todos los días luchamos contra la corriente. A veces perdemos. A veces ganamos. A veces la corriente nos lleva a donde queríamos ir. Y otras nos estrella contra las piedras.

Anatomía de Grey, temporada 14, capítulo 18.

#RMs49 «Blur», MØ feat. Foster the people

¡Hola, amiguis! ¿Qué tal se está de puente (o de festivo, para quienes tengáis que currar mañana)? Yo estoy feliz, con las semanas de locura que llevamos en la ofi… Y todavía tengo que seguir recorriendo España Labordeta style, que el jueves que viene me toca Sevilla. Menos mal que en nada llegan las vacaciones de Navidad (deditos cruzados para que no haya cambios de planes por curro).

Además, he podido dedicar tiempo a terminar Reina Roja, de Juan Gómez Jurado, y una vez más me ha vuelto a maravillar este tío. Qué gusto de libro, qué manera de enganchar, oigan… Si tengo tiempo, igual os dejo mi humilde opinión por esos lares. En cualquier caso os recomiendo leer a Montse en Escaparate literario, que reseña como los ángeles.

Ahora, como habréis podido imaginar por la imagen de cabecera, nos vamos al cine. Después de más de un mes de su estreno, al fin vamos a disfrutar de Bohemian Rhapsody, que todo el mundo nos dice que es una delicia. Tendré que hacer un ejercicio de autocontrol descomunal para no lanzarme de cabeza al puesto de palomitas…

Antes, eso sí, os dejo este temazo que ha elegido José para nosotros. Se llama Blur y es de la artista danesa (a quien conoceréis, por ejemplo, del superéxito Lean On) en colaboración con Foster the People. Disfrutad mucho estos días. ¡Besos!

Un día como este

¡Buenas noches, queridas y queridos! ¿Qué tal lleváis el finde? A mí se me está haciendo corto pero intenso. Ayer salí de trabajar más tarde de lo habitual y un poquito contentilla, que celebré mi cumple con los compis de la ofi y le di alegremente al vino blanco. Luego estuve en el cine con mi chico disfrutando de Animales fantásticos y dónde encontrarlos: Los crímenes de Grinderwald. Salí un poquito confusa, menos mal que tengo una red de potterheads a mi alrededor con quien comentar e inventar teorías locas.

Y hoy también ha sido día de pasar el rato con amigas y sus peques, que me llenan de alegría, ternura y energía positiva. Ahora ya a descansar, que con la tontería no he parado. ¿Vosotros qué planes tenéis? Voy a preparar la cenita, mientras tanto os dejo con el monólogo de este sábado y una bonita canción de Andrew Galucki que se llama Who I Am. Feliz noche!

24 horas. 1440 minutos. 86400 segundos. Es lo que tarda un paciente de pasar de enfermo a sano. De esperanzado a crítico. Un día puede salvarte del abismo. Cambiarte la vida en un segundo. En un instante. Por eso los médicos te tienen en observación. Por eso nos comportamos como si tus movimientos, tus sonidos, gestos y suspiros fueran a vida o muerte. Porque lo son.    

24 horas. 1440 minutos. 86400 segundos. Es lo que necesitas para salvar tu vida. Para cambiarla. Un solo día puede sacarnos de la desesperación. Un solo día puede brindarte más posibilidades de las que imaginabas.

Anatomía de Grey, temporada 14, capítulo 17.

#RMs48 «Dinamita», Sidecars (con M-Clan)

¡Buenas tardes, gente bonita! ¿Cómo va la semana? La mía está siendo buena pero un poco extraña. Como os contaba el sábado, estuve el finde en Londres. Fue genial, me chifla esta ciudad y además tuve ocasión de hacer planes que no pude la vez anterior por falta de tiempo. Eso sí, me volví a España con retraso (2 horas en el avión, oiga) y coja: no sé cómo, pero de repente me empezó un dolor brutal en el pie, sin torcedura ni mala pisada de por medio. Así que llevo tres días arrastrando la patita. Debe ser un esguince interno por sobrecarga pero claro, sería conveniente hacer algo al respecto. En fin…

El día de mi cumple fue una pasada, me pedí vacances y pude disfrutar a tope: comida romántica en sitio molón, escape room, cañas con amigos… Todo aderezado con unos maravillosos regalitos. ¿Se puede pedir más?

Y hoy estoy que no me da la vida, así que os dejo ya con la canción escogida por Jose. Que es superbonita, la verdad. Se llama Dinamita y es una colaboración entre Sidecars y M-Clan. Que tengáis un feliz final de noviembre, que para eso es mi mes favorito.

 

Atrapada en algún lugar del tiempo

Buenos días, my darlings! Os he dejado programado el post de hoy porque, si todo va según lo previsto, a estas horas estaré pateando las calles londinenses acompañada por dos de mis personas favoritas en el mundo entero: mi chico y mi beloved Bárbara, que también está pasando unos días aquí con su familia.

Esta tarde tenemos planeado un tour para recorrer los lugares de la saga de Harry Potter, que ya sabéis que soy un poco friki. Y luego, donde nos lleven nuestros pasos. ¿Cuál es vuestro plan de sábado? Por cierto, hoy cumple años una persona muy bonita y quiero dedicarle a ella la entrada de hoy. Pequeña Eva, que la vida te traiga todas las cosas buenas que te mereces y se lleve las malas bien lejos. ¡Feliz cumpleaños!

Acompaña al monólogo de este sábado un precioso tema de Cape Cub llamado Keep Me In Mind. Enjoy your weekend! ;)

Los cirujanos eran viviseccionistas. Cuando abrían un cuerpo, no tenían intención de cerrarlo. Querían ver qué había dentro. Y hallaron un mar de posibilidades. La posibilidad de curar, de revertir el daño, de volver en el tiempo.

Cuando se cumplen tus peores miedos, cuando todo con lo que contabas desaparece, algo sigue empujándonos a arreglar el pasado. O a buscar el futuro. Cuando sólo requiere nuestra atención el presente y sus posibilidades infinitas.

Anatomía de Grey, temporada 14, capítulo 16.

#RMs47 «Hard To Explain», The Strokes

Hola, amiguis. ¿Qué tal lleváis la semana? Yo voy como el Correcaminos por todas partes: acelerada, hasta arriba de curro y de cosas que hacer y además supercansada porque no estoy durmiendo bien (vaya usted a saber por qué). Además hoy he salido de trabajar tardecito y mañana tengo que preparar la maleta para Londres. ¡Ay, qué ganas de estar ya allí!

Ahora me vais a perdonar, porque me duele un poquito la cabeza y necesito meterme en la cama, así que no me voy a extender más. Os dejo la canción que José ha escogido para nosotros. Es de The Strokes, que ya nos visitaron hace casi 5 años, y se llama Hard To Explain. Descansad mucho y soñad bonito.

 

 

Viejas cicatrices, corazones futuros

¡Buenos días, bonitas y bonitos! ¿Qué tal va el finde? Yo he dormido un montón de horas, necesitaba descansar de la semana porque ha sido jodida, la verdad. Es curioso el efecto de una cura de sueño, te hace ver todo de otra manera. Además, aunque la próxima semana también tiene pinta de que va a ser complicada, en 6 días estaremos en London y estoy emocionadita.

Esta vez he decidido no preparar demasiado el viaje y dejarme llevar, salvo por un tour de Harry Potter que me apetecía hacer. ¿Cómo os quedáis? Nada de excels ni de llevar a mi chico a matacaballo de un sitio a otro. Sólo relax y disfrutar de la ciudad, a lo loco. No parezco yo, lo sé. ¡Pero que no cunda el pánico!

Para este finde, el plan es el mismo: relajarnos y divertirnos con lo que vaya surgiendo. Esta tarde tenemos una cata de cervezas y seguramente también hagamos alguna excursión al cine, que aún no hemos visto Bohemian Rhapsody y ya está estrenada la de Animales fantásticos y dónde encontrarlos: Los crímenes de Grinderwald. Y mañana veo a mis loquitas maña y gabacha, que eso siempre anima. ¿Vosotros qué planes tenéis?

Por cierto, he descubierto la forma de utilizar el editor antiguo de WordPress, menos mal porque me estaba volviendo mico con el nuevo. ¿Para qué actualizan las cosas si van a tener menos prestaciones que las versiones anteriores? ¡Mi no entender!

El monólogo de hoy habla de las heridas del corazón. Nos acompaña la talentosa Kelly Clarkson con este Love So Soft que espero que os guste mucho. ¡Feliz finde!

Un corazón sano late unas 115 000 veces al día. La agitación duplica la frecuencia. El corazón bombea 7 500 litros de sangre 24 horas al día. No descansa. El corazón es el músculo que más trabaja. Cuando está dañado, como la piel, le salen cicatrices. Y las cicatrices pueden ser peligrosas. Te debilitan. Con el tiempo, un corazón con cicatrices se para.    

Las cicatrices del corazón no se curan. Con el tiempo pueden cambiar. Pueden hacerse más leves. Y algunas incluso desaparecen.

Anatomía de Grey, temporada 14, capítulo 15.